El diputado Arturo Borelli y el abogado Luis Segovia, estuvieron trabajando en un proyecto de reforma del Código Procesal Penal, que busca ampliar los derechos de las víctimas en causas penales, y que permitiría que personas con suficiente idoneidad, o asociaciones civiles especializadas, se constituyan en querellantes en el proceso penal.

Aseguraron que son muchas las investigaciones penales en donde los recursos del Estado resultan insuficientes para resolver con eficacia y rapidez. En este sentido, el diputado Borelli, afirmó: “se ha vuelto frecuente que ante los escándalos, ya sea por ineficientes investigaciones, o porque está involucrado el poder económico o político, los diputados nos expresemos con preocupación y se planteen reformas del Estado, pero es poco lo que se ha trabajado para permitir una mayor colaboración de la ciudadanía y para lograr un mayor control de las causas”.

Por su parte, el abogado Segovia expresó: “este proyecto recoge la visión más progresista en cuanto derechos de las víctimas, receptada en números fallos judiciales a nivel nacional e internacional, y también nos basamos en el actual modelo federal”.

Recientemente el Procurador General ha sido una voz crítica del sistema, reconociendo la ineficiencia de varios fiscales y del CIF; también el gobernador envío un proyecto para instalar el juicio por jurados. “Lo que nosotros queremos es darle mayor participación a la ciudadanía en la etapa de investigación, que es la más crítica. Actualmente hasta que no hay una persona imputada, la víctima del delito es un convidado de piedra en la investigación, pero sobre todo cuando se trata de causas en donde hay un delito ecológico o se trata algún caso de corrupción, la ciudadanía no tiene ningún control ni participación”, finalizó Borelli.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here