Militante del Partido Obrero desde los 23 años, el candidato a gobernador Pablo López señaló que el Frente de Izquierda y la organización de trabajadoras/es es la única salida contra los candidatos que gobiernan hace un cuarto de siglo la provincia. ( Por Andrea Sztychmasjter)

Pablo López es referente de la izquierda Argentina, fue diputado provincial y nacional y  presentó un proyecto que planteaba la igualación del salario de los legisladores con el de docentes, claro que, fue rechazado por sus pares salteños.  Fue considerado como “el legislador más pobre del país”, López durante sus mandatos donó el 80 % de su sueldo.- Es algo que ya realizan todxs lxs legisladores de la izquierda; cobran como docente, aunque diputadxs y senadores/as se espanten.

En términos porcentuales según mencionó Pablo López la izquierda ha tenido un incremento de votos en relación de las PASO a las ultimas elecciones generales, describió al igual que el candidato a presidente Nicolás Del Caño- que las elecciones de este año estuvieron teñidas de una fuerte polarización entre dos sectores que en apariencia se presentan como contrarios pero que en la práctica resultan no ser tan distintos. Señaló que frente a este cuadro situacional de una fuerte instalación de la polarización K y PRO y gracias a la gran lucha de militantes de izquierda en provincias de todo el país su balance de las elecciones últimas es que perdura “una valoración política” hacia lxs candidatxs del FIT. Esto se percibió por ejemplo en el corte de boleta que hubo en Salta hacia los candidatos locales de la fórmula del Frente de todos.

“Salta está condicionada porque hace 25 años que gobierna un régimen político”, mencionó y agregó que “somos la cuarta fuerza a nivel nacional y los únicos que hemos encarado la campaña planteando un programa de salida a la crisis y a la política de fondo monetarista que incluso la fórmula de Fernández va a continuar”. Describió además que la complicada situación económica, social y política no se resuelve con una votación porque ejemplificó; Macri gobernó con la colaboración de un supuesto frente opositor del PJ.

Ante la consulta de una de las críticas que se dio a la izquierda cuando logró 11 bancas en el Concejo capitalino, López mencionó que “Isa armó ‘Pacto por Salta’ y unificó el resto de bloques para bloquear la acción del PO”.

Contra los candidatos puestos

Respecto a la actual composición parlamentaria local y frente al nuevo escenario post elecciones manifestó que “Urtubey gobernó 12 años con mayoría parlamentaria y deja una provincia con 42% de pobreza, 50% de trabajo en negro y 12% de desocupación”.

En tanto que en referencia al actual diputado provincial y electo legislador nacional Lucas Godoy, López describió que su elección se debe a “un afecto arrastre” respecto a la lista nacional que sin embargo le significó muchos menos votos que su candidato a presidente. Respecto a la candidata más votada para la intendencia, la diputada Bettina Romero, Pablo López consideró que “fue apoyada por la mayor parte del aparato estatal provincial”.

Por las trabajadoras, por las mujeres

El gobernador Urtubey dio el 1 de abril su último discurso ante la asamblea parlamentaria, se trata del último tramo de un ciclo político que tomó virajes abruptos. Pasó de ser kirchnerista a apoyar muchas de las políticas macristas para luego y al final de su mandato como gobernador de la provincia, mostrarse abiertamente opositor al actual presidente.

En Salta las estadísticas que deja en materia de lucha contra las violencias a niñas y mujeres no son buenas. La provincia encabezó durante los últimos años la lista de provincias con más casos de femicidios y casos de violaciones, datos que a pesar de haber declarado una Emergencia social en violencia de género en todo el territorio provincial, no ha podido mejorar. En su momento López realizó una profunda crítica al discurso del mandatario: “La política clerical y oscurantista de Urtubey llevó a Salta a encabezar las estadísticas de femicidios a nivel nacional. Este hecho indisimulable ha mostrado el fracaso de sus leyes y del Observatorio de la Mujer, con el que solamente ha buscado la cooptación y contención de un movimiento de la mujer que sigue dando batalla”, señaló el candidato a gobernador.

En ese sentido describió que el gobierno provincial no ha tenido una política de género acorde a la situación que atraviesan las mujeres y disidencias en Salta: “Ha tenido una política de represión contra la comunidad trans y no ha aprobado el cupo laboral trans, claves para la defensa del movimiento de la diversidad”.

El desafío que les queda de cara a las elecciones provinciales aseguró, es conquistar las calles y conformar una alternativa política propia de trabajadoras y trabajadores, defender las bancadas y seguir reforzando las luchas sociales.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here