Con un discurso que anuncia ballotage,  Scioli empezó a inclinarse por  enunciados y figuras K: reivindicó las asignaciones universales, YPF y Aerolíneas y fustigó a los fondos buitres. El dato parece adelantar que las posturas de Urtubey perderán fuerza.

Cerca de las 22, antes de que se conocieran los primeros resultados oficiales, Daniel Scioli se convirtió en el primer candidato a presidente a dar un discurso en la jornada electoral. Y lo hizo sin matices, con duras críticas a su rival de Cambiemos. “Si fuera por [Mauricio] Macri no tendríamos Asignación Universal por Hijo, YPF, ni Aerolíneas”. Con un tono de campaña, no hizo mención a los resultados, ni se refirió al ballottage.

El candidato del FPV también hizo, de manera elíptica, una convocatoria a los votantes de Sergio Massa. “A quienes antes eligieron otra propuesta los convoco muy especialmente, porque para un argentino no hay nada mejor que otro argentino. Y Yo creo como [Juan Domingo] Perón que todos unidos triunfaremos”.

Fue duro contra los fondos buitres, anunciando así que las posturas que durante el último mes tuvo como vocero al gobernador salteño Juan Manuel Urtubey perderán fuerza para inclinarse a una postura más acorde a las banderas del kirchnerismo que recibió con buena cara que se reivindicara las figuras de Néstor Kirchner, la propia Cristina Kirchner y hasta Carlos Zannini, que en el último mes estuvieron poco presentes en los discursos de campaña.

A pesar de que en la fuerza de Mauricio Macri ya dieron por hecho el balotage, Scioli no dio definiciones y apeló a la prudencia. “Este triunfo, nos convoca a todos nuestro espacio político a actuar con mucha responsabilidad y prudencia para respetar estrictamente lo que marca la ley electoral”, dijo. “Los cambios tienen que ser cambios para adelante y no para atrás y siempre incluyendo a los más necesitados. Los argentinos no quieren volver al ajuste la devualuación y el endeudamiento”, enfatizó el candidato oficialista.