La polémica por el uso de pirotecnia y el desconcierto sobre la aplicación de la ordenanza que la prohíbe sigue generando tensiones.

Esta mañana, empresarios y vendedores de pirotecnia marcharon a favor de la comercialización de cohetes desde el microcentro al centro cívico municipal. Se trata de vendedores estacionales que reclaman que no se prohíba la pirotecnia sonora, algo ya dispuesto por la ordenanza ad referéndum firmada por el intendente Gustavo Sáenz en febrero de este año.

Los comerciantes aducen que cerca de 3000 familias viven de la venta de pirotecnia y que existen leyes nacionales que habilitan su trabajo. Bajo el lema «Si a la pirotecnia», las familias marcharon por calle jujuy hasta el edificio municipal en calle Paraguay.

Actualmente, la ordenanza en vigencia prohíbe la venta de petardos de más de dos pulgadas. Mientras que la sancionada en febrero prohíbe totalmente la pirotecnia sonora, pero aún no fue reglamentada, por lo que su cumplimentación no es obligatoria.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here