Remedios el doble que la inflación

 

Según el informe de Ceprofar la canasta de medicamentos más vendidos en el país aumento un 31% en el primer periodo del 2021. Los remedios subieron más de 6 puntos más que la inflación según un relevamiento el Centro de Profesionales Farmacéuticos Argentinos. Esto significa que los remedios aumentaron 5,7% más de lo que el INDEC estimo para este periodo del año, esto era del 25,3%. Este aumento de precio se viene produciendo en el país desde el año 2019, donde se muestra que los remedios aumentan el doble que la inflación. (por Guadalupe Macedo)

El precio de los remedios varía mucho ente las diversas marcas, es decir de las empresas farmacéuticas que producen estas drogas, aunque tienen el mismo principal activo. El reporte del Centro de Profesionales Farmacéuticos indicó: “En algunos casos el precio se triplica y hasta cuadruplica, en medicamentos que son muy usados. Estos medicamentos no son novedades terapéuticas y hace muchos años que están en el mercado. Además, se verifica que las marcas más conocidas son las más usadas, las que más se recetan, y las que más aumentan, incrementándose de esta forma el costo que deben afrontar los pacientes y también la seguridad social”.

Los remedios para uso pediátrico presentaron un incremento del 33,3% y son lo que mayor alza de precio representaron en esta mitad del año. Luego con un 30,6% aumentaron los medicamentos que tienen venta libre y en tercer lugar las drogas recetada en un promedio de un 29, 7%.  Según el informe de Ceprofar los medicamentos de venta libre que más a aumentaron son el Colirio descongestivo en primer lugar. Luego el paracetamol, el cual incremento un 33,1%. El ibuprofeno es otro de los medicamentos que subieron el precio con un alza del 30%, una de la causa puede ser la alta demanda de estos medicamentos por el desarrollo de la pandemia mundial, ya que son uno de los remedios recetados para el tratamiento del coronavirus.

En cuanto a los medicamentos que son vendidos únicamente cuando el paciente tiene un pedido dado por un profesional de la salud, según el relevamiento de los más vendidos son el Alprazolam y el clonazepam incrementaron ente el 31 y el 35%. Los fármacos que son utilizados para tratamientos para el VIH, La hepatitis, la ITS y la tuberculosis marcaron un aumento del 84% en promedio, aunque algunos si registraron la suba de hasta el 1300%.

Los laboratorios afirman que la suba de precio esa dada por la pandemia debido a que se incrementaron los costos de la producción de los medicamentos y del packaging que deben afrontar y que se vieron encarecido por las restricciones de circulación y de producción por las medidas sanitarias en diversos puntos del mundo

La suba por el COVID

Según la unión Argentina de Salud el Gobierno permitió el alza de precio de algunos fármacos que se utilizan principalmente en pacientes que se encuentran en terapia intensiva, sobre todo para los pacientes que están internado por COVID.

La llegada del COVID provocó un aumento desmesurado del uso de analgésico, sedantes y relajantes musculares que se utilizan para personas que están transitando en una etapa crónica la enfermedad. Según la Unión Argentina de Salud los principales proveedores de estos fármacos con China e India, por lo que en el país los remedios llegan con aumentos que rondan ente el 300 y el 1300%. Esto fue alertado por el observatorio de Costos de la Salud la cual se encarga de relevar los precios de los medicamentos, señalaron: “En la Argentina esta situación se viene tornando crítica en el marco del aumento de casos por la segunda ola pandémica”.

El observatorio focalizo en el acuerdo que firmó el Gobierno nacional con los laboratorios que están encargados en la distribución de los fármacos donde se establecían precios máximos de referencia por seis meses, pero advirtieron que estos no se cumplen y que los aumentos llegan al 1300%. Este acuerdo lo firmaron los laboratorios que están representados por la Cámara Argentina de Productores de Medicamentos Genéricos y de uso Hospitalario (CAPGEN) y la Asociación de Distribuidores de Especialidades Medicinales (ADEM), en complemento con el decreto 243/2021 donde se incluye un listado de medicamentos que no pueden ser exportados para la comercialización fuera del país.

El observatorio demostró que remedios como el Midazolam que es utilizado para la sedación de pacientes antes de la pandemia tenia un costo de $38,70 y actualmente cuesta $514 al igual que el relajante muscular llamado Atracurium Besilato tenia un precio de $138,58 y actualmente llega a los $732. Así lo fueron demostrando con otros medicamentos dende se visualiza un alza de más del 500% según las marcas de los laboratorios.

Estos medicamentos son esenciales para la vida de los pacientes crónicos, por este motivo la Unión Argentina de Salud denuncia que: “la industria farmacéutica ha fijado precios en forma unilateral, sin ningún control regulatorio hasta ahora, basándose en especulaciones, escudados en la devaluación del peso argentino, las dificultades para la importación y la escasez de materia priva a nivel mundial”. Para la Unión de Salud este acuerdo llegó de forma tardía porque la industria farmacéutica ya había aumentado los precios y desabasteció a la población poniendo en riesgo a la sociedad argentina. Advirtió que si continúan faltando los productos se deberá recurrir a medicación alternativa que o es lo más viable para la salud de las personas internadas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here