Un análisis al detalle de los resultados electorales deja en claro los trazos principales que tendrá enfrente la gestión Sáenz. Un repaso del área metropolitana a los distritos más recónditos del mapa gaucho y los protagonistas en cada lugar. Y a partir de esto, la manera en la que se armará el gabinete provincial que asumirá el poder el 10 de diciembre próximo.

 

 

 

 

El triunfo categórico de Gustavo Ruberto Sáenz en 20 de los 23 departamentos políticos de la provincia, donde esos tres resultan ser San Martín, el segundo departamento de la provincia; Rivadavia, el más pobre de la Argentina y en el corazón del Qollamarca, Santa Victoria; muestran la plausible contundencia de su liderazgo político y carismático que se concretará primero formalmente recibiendo el diploma de gobernador la semana que viene y el 10 de diciembre venidero, asumiendo plenamente en la primera magistratura de la provincia; pero esos tres flancos, a su vez, podrían presagiar la resistencia territorial de su eventual y venidera oposición política.

Y como si fuera poco, en el municipio Salta le sacó 10% a su propia Intendenta de apellido de clara raigambre político intimidante.

 

Así también, no puede soslayarse que la decidida y efectiva impronta ejecutiva que conocimos de Sáenz en el ámbito comunal, fue de estricto talante personal y así es que por las acciones nos conoceremos…

Nadie atento a la política local puede pretender defender que los armados de la plantilla ejecutiva que fue realizando el intendente saliente tuvieron una pátina descollante…todo lo contrario…y más allá que resolviera colocar dos hombres de larga y probada trayectoria comunal, en cargos de primera línea, como ser los letrados Pérez Alsina y García Salado, dos efectivos laderos de otro ex intendente, Víctor Abelardo Montoya; el gabinete municipal fue una suerte de varieté kermesero local, con un llamativo acento político…Sáenz premia políticamente a los perdedores…y que se cambian de camiseta…

 

Quizás el más evidente es el caso del ingeniero Villada pues fue, en aquellos tiempos, uno de los armadores del actual senador capitalino Durand Cornejo cuando compitió, sin gana alguna, por la intendencia capitalina allá por el 2015 y el Romerato acorralaba a Sáenz aun falseando hasta su firma ológrafa al primer cargo de diputado por la capital. Luego de ello y ya como presidente del Concejo Deliberante en el año 2017, y ante la estrategia acordada y empujada desde el Saenzismo al Romerismo, decidía romper sacrílegamente dicha pax armada y competía como primer diputado por fuera del acuerdo forzosamente alcanzado. Su performance fue aciaga en relación al manejo de caja y no llegó ni al piso de reparto electoral…

 

Dos veces había competido abiertamente contra los designios de Sáenz y las dos veces resultó mordiendo el amargo polvo de la derrota…pero hoy además de ser su secretario de gobierno comunal, fue durante la campaña electoral su fiel y efectivo ladero camino a las colinas del Grand Bourg…

 

Por otro lado, desde la política y la pertenencia peronista, otro ejemplo, resultó ser la ex edil y flamante regreso al balneario de la letrada Frida Fonseca, quién fuera una de las espadas femeninas más batalladoras del ex intendente y actual vicegobernador saliente, Miguel Isa y que en la elección pasada abandonara el oficialismo provincial y partidario, horas antes del cierre de listas y se encolumnara con Sáenz junto a Gastón Galíndez y donde juntara una suma paupérrima de votos, pero dicho gesto político fue reconocido, con un lugar en el gabinete comunal para el joven letrado y fisiculturista y la Defensoría del Pueblo para la incansable dama, que curiosamente hoy pareciera que pasó del bando saenzista al bettinista…

 

Y el último prístino ejemplo resulta ser del joven pichón del llamado Neustadt salteño, quién fuera una promocionada y prominente figura en las elecciones del 2017 del oficialismo Urtubeycista y que no llegara ni al piso electoral en las Primarias y sin solución de continuidad decidiera en dicho trance abrazar al saenzismo y pasarse al equipo competidor de entonces para luego de terminado el proceso electoral, pasar al gabinete comunal en el área de Turismo y de allí volver a la arena electoral, donde hace unos días volvió a sentir el amargo gusto de la derrota…tal es el caso de Marito Peña Jr…

 

Veremos a partir del 10 de diciembre si el flamante gobernador sigue la misma lógica que utilizó estos cuatro años como intendente o, por el contrario, entiende que pasar a la liga mayor de la provincia exige otro tipo de acompañamiento…entre la amistad…la complacencia…la necesidad…la capacidad…la lealtad…el compromiso con Salta y su gente…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here