Otra vez turistas extraviados en la quebrada de San Lorenzo. La zona sigue siendo un atractivo peligroso para los visitantes. El Estado sólo espera otra tragedia.
 
La historia se repite pero el gobierno provincial no toma medidas para proteger al turista y al turismo. Este fin de semana, nuevamente visitantes de Salta se extraviaron en la Quebrada de San Lorenzo. Esta vez fueron dos jóvenes de 28 años, oriundos de la provincia de Santa Fé. Los turistas fueron encontrados por la policía en buen estado de salud, aunque nadie explicó qué servicio previo se le brindó a esos turistas, para evitar que se pierdan en la serranía. Cerca de las 14:30, del domingo uno de los turistas alertó al Sistema de Emergencias 911 que se encontraba extraviado junto a un amigo en la quebrada, donde tres años atrás asesinaron a dos visitantes francesas. Los visitantes explicaron que salieron a pasear y “no sabían orientarse para regresar, contando solamente una botella de agua y una mochila”. Por suerte, los turistas llevaron teléfono celular. Por suerte encontraron señal.

Por suerte no pasó algo más grave. Según informa la propia policía efectivos de la Comisaría Nº 100, patrulla montada y patrulla SPERT demoraron casi cuarenta minutos para encontrar a los turistas extraviados. Un mes atrás se había dado la misma situación.

Tres meses atrás ocurrió algo similar con turistas en Jujuy, aunque uno de ellos murió. Los santafecinos estaban bajando hacia el estacionamiento cuando la policía los “rescató”. Lo que nadie puede explicar es hasta cuando seguirá la quebrada de San Lorenzo siendo un atractivo turístico peligroso por una u otra razón. Ingresando en temporada alta y con un doble crimen como antecedente aun cercano en la memoria salteña, ninguna autoridad parece valorar el impacto negativo que genera en el turismo una noticia policial nuevamente en San Lorenzo. Quizás un grupo de guías turísticos. Quizás un mapa sencillo pudieran ayudar. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here