Lo aseguró el presidente de la Cámara de Comercio Daniel Bétzel. A nivel nacional, los relevamientos indican una caída del 25,1%.

En plena pandemia global y con falta de stock en algunos productos, el día de la Madre pasó con más penas que glorias en el país. La Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME) estimó el derrumbe en las ventas en un 25% en relación a 2019. Pero en Salta, los números fueron aún peores.

El presidente de la Cámara de Comercio de Salta Daniel Betzel, aseguró que el promedio de la caída en Salta fue del 30%, pero que en algunos rubros llegó al 50%. «Nosotros participamos de esa encuesta (la de CAME), pero salta la integran solo 600 comercios», explicó en una entrevista televisiva.

«Nosotros estimamos un 30% de caída, pero hay picos de hasta 40% o 50% en negocios muy importantes. Lo que se notó es que la gente iba y no compraba como antes, que salía a comprar algo para la esposa y de paso compraba algo más», detalló Betzel.

Uno de los factores que contribuyó a la baja en las ventas fue el faltante de mercadería que se replicó en todas las provincias del país. «Lo que pasa es que no hay mercadería. Mi empresa compraba 5 mil celulares para todo el país y hoy hemos reducido a 200», refirió Betzel.

Para el empresario, el desplome debe enmarcarse y entenderse dentro del contexto nacional y global, del que Salta no está exenta. «La realidad es que estamos en una pandemia y salta no está ajena a lo que está pasando en el mundo. En Europa está cerrando todo y esto va a seguir», manifestó.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here