El hijo de un exfuncionario nacional estuvo casi tres años prófugo.

Finalmente la Justicia pudo dar con el paradero de Mariano José Mera Alba, prófugo durante tres años tras haber cometidos delitos de abuso sexual, lesiones y privación de la libertad.

El operativo de la Policía Federal logró capturar ayer, en una zona de quintas de la localidad bonaerense de Moreno, al abogado Mariano José Mera Alba, hijo de Julio Mera Figueroa, exministro del Interior durante el menemismo.

Mera Alba llevaba consigo desde 2019 un pedido de captura, en el cual se le imputaban los delitos de abuso sexual, lesiones dolosas leves y privación ilegítima de la libertad.

El Ministerio de Seguridadde la nación había determinado una recompensa de 1,5 millones de pesos para quien diera con el paradero del prófugo.
Fuentes policiales indicaron que al momento de su detención, el Mera Alba no contaba con identificación alguna, y debió ser reconocido mediante sus huellas dactirales.

Su último domicilio conocido era también en la zona oeste del Conurbano bonaerense, en la localidad de Merlo. Mera Alba, de 53 años, fue asesor en la intendencia del municipio durante un tiempo.

Mariano Mera Alba estuvo involucrado en dos causas: en la primera, la víctima fue Micaela Rodríguez, empleada municipal de Merlo, quien en 2017 acusó al abogado de violación, golpes, maltratos físicos y psicológicos.

En la segunda causa, Mera Alba fue imputado junto a otros tres acusados, por el secuestro de Jésica Natalia Rodríguez. De este modo, luego de su captura, el abogado deberá enfrentar a la Justicia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here