En dos ciudades de la provincia impulsaron esta semana la aprobación de emergencia de una «Ley Seca»: es decir que prohibieron la venta de bebidas alcohólicas en todos los comercios y sistemas de delivery.

El objetivo es reducir las posibilidades de reuniones sociales o encuentros clandestinos en medio de una cuarentena que se vuelve cada vez más estricta por el ascenso de la curva de casos de Covid-19.

En Orán  en una sesión extraordinaria convocada por el Concejo Deliberante, aprobaron una ordenanza que funciona como «Ley Seca» hasta, por lo menos, el 20 de septiembre.

En tanto en Rosario de la Frontera, donde hay al menos 16 casos confirmados de coronavirus. el Comité Operativo de Emergencia confirmó que lanzaron nueve medidas de urgencia por la pandemia. Una de las principales, como en Orán, es una regulación a la venta de bebidas alcohólicas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here