#SevaAcabarEsaCostumbreDeViolar

Luego de las denuncias en su contra por violación, el senador nacional k señaló que “he sido víctima de denuncias promovidas en mi contra”, y afirma que “la imputación es absolutamente falsa, lo cual demostraré, a la corta o a la larga, ante la Justicia”.
En una carta dirigida a la presidenta del Senado, María Gabriela Michetti, la jefa de despacho del legislador, Silvia Pini, requiere en nombre del senador “licencia sin goce de haberes como senador de la Nación, a partir del día de la fecha”.

En los considerandos de la misiva, Alperovich señala que “en estos días, como es de público conocimiento, he sido víctima de denuncias promovidas en mi contra”, y afirma que “la imputación es absolutamente falsa, lo cual demostraré, a la corta o a la larga, ante la Justicia”.

Alperovich formula su pedido de licencia “a fin de dedicar mi esfuerzo y mi tiempo adesbaratar la infamia, aclarar la verdad y reparar mi honor”.

El senador tucumano había anunciado el pasado 19 de noviembre su decisión de integrarse al bloque K, junto a su comprovinciana Beatriz Mirkin.

La denuncia en su contra fue radicada por una sobrina suya de 29 años, que paralelamente publicó una carta en la que dio su crudo testimonio. La denuncia por abuso sexual fue realizada ante la justicia de Tucumán y también en la Unidad Fiscal Especializada de Violencia contra las Mujeres (UFEM), en la Ciudad de Buenos Aires, por tratarse de hechos que ocurrieron en ambos distritos.

La mujer aseguró fue “violentada sexual, física y psicológicamente desde diciembre del 2017 hasta mayo de 2019”. “Durante un año y medio sufrí violaciones a mi integridad física y sexual. El avasallamiento fue demoledor”, agregó.

Varios legisladores del propio Frente de Todos habían reclamado que Alperovich se tomara una licencia. Por ejemplo la pampeana Norma Durango, que consideró que José Alperovich “tiene que tomar una decisión y no poner al pleno en una situación tan difícil”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here