Uno de los protagonistas de la tragedia romerista ahora asegura tener la solución para combatir la crisis humanitaria en el norte y hasta se muestra sensible al respecto.

 

Un artículo publicado por Multivisión.tv bajo el título «Las fotos siguen siendo las mismas», refleja la persistencia de las condiciones de atraso y postergación que afectan a las comunidades originarias del norte salteño. El escrito entona con una triste realidad reconocida por el ministro de Salud Juan José Esteban hace unos días: El 2022 comenzó con muertes por desnutrición y deshidratación en el seno de las comunidades.

El dato, no obstante, es que el firmante de la proclama es nada menos que el polifuncionario Alfredo Petrón, ocupante de una infinidad de cargos durante las gestiones de Juan Carlos Romero y Juan Manuel Urtubey.

En un intento bochornoso de estimular el nervio emotivo de algún lector desprevenido, el eterno funcionario escribe: «Como ocurre cada verano desde hace décadas, con fotos que siempre muestran niños, vemos una realidad que nos resulta lejana pero protagonizada por argentinos que están aquí, muy cerca».

«Esos pequeños hoy protagonizan las mismas fotos que mostraban a sus padres cuando niños hace no mucho tiempo. Señal de que todo sigue igual«, prosigue.

El artículo firmado por Alfredo Petrón

En sus palabras (además de cinismo) hay como mínimo un reconocimiento tácito de la responsabilidad que le cabe en el sostenimiento de la realidad que describe. Lo mismo corre para sus jefes políticos, que se repartieron el poder durante el último cuarto de siglo en la provincia.

Sin perjuicio de ello, Petrón apela a la vulgar estrategia de licuar responsabilidades en un número infinito de «espectadores pasivos». En su escrito plantea: «Responsables somos todos los argentinos por presenciar en vivo este espanto y no hacer algo».

Lo que Petrón elude responder es qué porcentaje de responsabilidad le cabe a quienes, a lo largo de 25 años, permitieron el desmonte de un millón y medio de hectáreas de bosque nativo; obligando así a muchas familias originarias a migrar y recurrir al asistencialismo.

Tampoco aclara Petrón qué responsabilidad le cabe a quienes ocultaron deliberadamente las cifras de fallecimientos vinculados a la desnutrición/deshidratación bajo eufemismos como «extremo bajo peso» o «inmaturidad extrema».

Mucho menos dice Petrón de las millonarias cifras destinadas a obras públicas de saneamiento en el marco de planes como el Fondo de Reparación Histórica o el Fondo del Bicentenario, que simplemente se esfumaron en maniobras explícitas de corrupción.

Como respuesta al desastre ocasionado, Petrón propone esta vez una «verdadera solución», consistente en: «una educación temprana que los inserte en un mundo que no los contempla en su actual condición (…) y la generación de trabajo genuino, sustentable y perdurable, en una primera instancia asistido económicamente y en su comercialización hasta su completa autonomía y autarquía».

La desvergüenza de Duraznito:

De profesión funcionario, Alfredo «Freddy» Petrón (también apodado «duraznito» en alusión al emblemático hit de la banda Pibes Chorros), pasó por casi todas las áreas del estado donde le hicieron un hueco.

Comenzó a trabajar en la administración provincial en los 90’s y rápidamente se convirtió en titular de la Secretaría de Prensa y Comunicación. Fue diputado provincial, Coordinador general de la Oficina de Control de Gastos, Coordinador de la secretaría de Finanzas, integró el directorio de Salta Forestal, pasó por la Secretaría de Hacienda durante la gestión de Miguel Isa, integró el directorio de SAETA y fue interventor del IPS.

Pero para el hombre de los mil cargos, «responsables somos todos los argentinos».

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here