Cerca de las 14, un camión que subía por la transitada avenida de la ciudad, perdió su carga: un líquido viscoso. Los autos comenzaron a patinar

La avenida Arenales se convirtió esta tarde en una pista de patinaje, pero lejos de resultar divertido se produjo un embotellamiento de tránsito pues los autos no podían circular.

Según testigos, a un camión se le cayó la carga a la altura de la estación de servicio, es decir en plena pendiente. La carga resultó ser una sustancia viscosa, posiblemente cebada, que comenzó a desparramarse sobre el pavimento.

Así, los autos que intentaban subir hasta la rotonda del San Pablo, comenzaron a patinar. Dos conductores , que no lograron controlar sus vehículos, terminaron colisionando.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here