El coordinador de Enlace y Relaciones Políticas de la Provincia, Pablo Outes criticó a los dirigentes de la oposición, por el rol que están cumpliendo durante la pandemia.

Seguramente los japoneses o los alemanes tienen una palabra para designar a quienes intentan sacar provecho político en medio de una crisis que se cobra vidas. En castellano no existe, así que el coordinador de Enlace y Relaciones Políticas de la provincia, Pablo Outes, prefirió la moderación y hablar de “la inmadurez política” de la oposición.

Entrevistado en El Acople, el funcionario dijo que escucha la oposición critica los 1200 millones de pesos con los con cuenta la provincia, pero no dijeron nada cuando Salta se endeudó en 70 mil millones de pesos.

“Es parte de la inmadurez política que tenemos, en la cual también somos responsables”, señaló Outes.

Después puso nombre y apellido a esa inmadurez. Carlos Zapata, Ramón Villa y Sergio Leavy. Del primero recordó que viene del sector de Olmedo y que participó en gobiernos anteriores en los que no dijo nada. Sobre el diputado provincial por Rivadavia, expresó que hace una crítica en forma sistemática y pareciera que llegó a la política hace 6 meses. Y al ex intendente de Tartagal lo criticó porque la semana pasada donó 600 barbijos y mira hacia Salta y San Martín como si estuviera a mil kilómetros cuando solo hace 8 meses dejó la provincia.

Ante la situación, Outes pidió que la política evolucione. Finalmente, resaltó que la pandemia es difícil porque nunca se puede pensar que la inversión hospitalaria pública que Salta tuvo en los últimos 70 u 80 años, la tenés que duplicar en 60 o 90 días y aun así es insuficiente, y esa es la realidad que se tiene.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here