A cinco días del cierre de candidaturas provinciales, no son pocos los que se preguntan qué nivel de injerencia tendrá el resultado electoral de ayer en los armados. Los ganadores y perdedores en Salta tras el triunfo de la fórmula F-F. 

Sergio «el Oso» Leavy pareciera erigirse como el gran ganador de la jornada de ayer. Sus aspiraciones gubernamentales se vieron envalentonadas tras el contundente triunfo del Frente de Todos en todo el país. Los berrinches de última hora que impidieron al Frente Salteño de Javier David ingresar a competir dentro del Frente PJ-K, parecían haber dejado mal parado al «Oso».
A su vez, la fuga de dirigentes urtubeicistas al espacio que conduce Gustavo Sáenz, dejó la impresión de que Miguel Isa y el puñado de justicialistas que lo acompañan habían quedado más solos de lo que parecía. No obstante, el «vice» fue uno de los más rápidos en festejar el triunfo de Fernández la noche de ayer.
Si bien aún no está resuelto si en el Frente de Todos se abrirá la interna para que participe el vicegobernador, podrían habilitarse en otras categorías hacia abajo; lo que dilata aún más la conformación de listas. En todos los casos, hay expectativas por la visita que Cristina y Alberto harían a Salta antes del 6 de octubre.
Sáenz, por su parte, deberá repensar su estrategia si pretende despegarse de la monumental derrota del macrismo. Sobre todo a días de conformar un frente con elementos fuertemente asociables al gobierno nacional. En ese contexto cobran otra relevancia los espacios filo-urtubeicistas que recalaron en el armado del intendente capitalino.
Olmedo, aunque se muestre independiente de la lógica nacional, también sale golpeado de la contienda del domingo. Tanto él, como Gustavo Sáenz, adelantaron que en caso de un ballotage entre el kirchnerismo y Mauricio Macri optarían por el actual presidente, lo que los posiciona en un lugar incómodo de cara a los comicios de 6 de octubre.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here