El marido está detenido. Él aduce que se cayó en la ducha.

Esta mañana, el marido de la joven Lucila Maisarez llamó a la policía y dijo que ella tenía problemas para respirar. Cuando la policía llegó a Barrio Unión, él le estaba haciendo maniobra de RCP en el patio. Dijo, después, que se había caído en la ducha.
El hecho conmocionó al barrio: Lucila tenía 21 años y dos niños. La mayoría de los familiares y vecinos no cree que haya sido un accidente.
Hasta no tener los resultados de la autopsia, la policía no descarta nada: es por eso que el marido quedó detenido, al igual que otros parientes que vivían en esa casa.
Los testimonios de vecinos dan cuenta de una relación violenta; también mencionan los antecedentes del joven.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here