No señoras y señores, no se trata de un nuevo bochorno que suma el exintendente y precandidato a gobernador provincial Miguel Ángel Isa. Sino que lo hace a propósito y solamente para generar ruido, además de ahorrarse espacios pagos en los medios de comunicación. No existe otra explicación para el nuevo videíto de campaña que comenzó a circular este viernes.

                                                                                                   Por Lola Mento

Lo cierto es que el “Turco” viene de una serie de bleffs que iniciaron con su incursión en la tapa de revista vestido como gladiador romano, pasando luego por un ordinario spot, donde un adolescente aseguraba que con la actual gestión municipal “las calles están hechas pingo” y destacaba que el vicegobernador fue “el que más hizo”.

Quizás, habría que revisar el sillón de la vicegobernación, a ver si se encuentra allí el motivo de tanto desvarío preelectoral, equiparable a aquel bailecito que a Walter Wayar lo catapultó a la fama nacional, pero que no le alcanzó para el objetivo principal que era juntar votos.

Ahora, Miguel puso a circular un video de escasa calidad en donde al ritmo del tema “Leña para el Carbón”, se contorsionan una serie de dibujitos, incluido el mismísimo vicegobernador. La letra dice: “Baila toda mi Salta, porque Isa va a llegar. Porque lo quiere la gente y seguro va a votar. Isa gobernador. Su proyecto “feneficia” (sic)  a todos y habrá trabajo para Salta. Pim, Pum, Pam, votemos Isa gobernador”. Con lo que inferimos que el nuevo spot lleva por título Pim Pum Pam, que es lo único que parece tener para ofrecerle a los salteños.

Evidentemente, los seis puntos que hoy mide Isa a nivel provincial son difíciles de remontar – con todo el empeño puede llegar a diez o doce- según dicen las encuestas. A esto se suma la fuerte imagen negativa que presenta, y que se acreciente frente a estrategias como esta, que sólo provocan repudio y burlas.

Quienes conocen al vicegobernador, saben qué está rodeado de un sinnúmero de “asesores” que intentan distinguirse con alguna genialidad para justificar su sueldo y pocas ideas, a quienes hace caso.

Generalmente se trata de los mismos de siempre que lo rodean, que a la vez que se dan el gusto de “asesorar” a otros candidatos, le tiran a Miguel las migajas de sobra de sus escasos conocimientos en materia comunicacional, argumentando que el ridículo, lo va a acercar a la gente.

Las iniciales O.P sobrevuelan… ¿Alguna remembranza con órdenes de pago?

Esto termina revelando que el candidato a gobernador, no cuenta con creativos idóneos, un solo equipo de comunicación, que le desarrolle una estrategia para que el mensaje sea prolijo y uniforme, ya que lo que viene haciendo hasta ahora, es un desastre total. Y esto, se reflejará en las urnas.