Así lo sostuvo el responsable del enlace para la respuesta Humanitaria Internacional de nuestra provincia en la ONU, Rodrigo Sola.

En el marco de la emergencia sociosanitaria que rige desde fines de enero, una misión de Naciones Unidas en Argentina visitó la provincia.

Uno de los temas tratados fue la magdalena de soja que conjuntamente desde el Ministerio de Salud, Medicina Social de Salta, la empresa Monte Lirio y el ministro de Salud de la provincia de Buenos Aires, Nicolás Kreplak, habían acordado brindar a niñes desnutrides de la comunidad wichí de Alta La Sierra.

Este «alimento tecnológico» fue repartido para supuestamente combatir la desnutrición infantil.

Agronegocios: Magdalenas a base de soja para menores wichís

El responsable del enlace para la respuesta Humanitaria Internacional de nuestra provincia en la ONU, Rodrigo Sola, explicó que la información que le brindaron sobre los muffins de soja fue de «manera verbal». «Pero ya pedimos los informes y se comprometieron a entregarlos», apuntó sobre el Ministerio de Salud Pública. Además, reveló que le prometieron que retirarán el producto que usaban como «refuerzo nutricional».

En una carta pública que presentaron 85 organizaciones médicas y sociales pedían que se deje de usar este producto tecnologizado a base de soja y que se presenta como forma de muffin o magdalena ya que según explican, la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP) no recomienda el consumo de soja en niños de 2 a 5 años debido a que se “generan alteraciones hormonales”, entre otras consecuencias.

“No se necesita que el agronegocio argentino invente ahora un superalimento basado en soja”, afirmaban en el comunicado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here