El ex intendente de Quijano, Manuel Cornejo, se habría fugado a Bolivia cuando se enteró de que había un pedido de detención en su contra.

Ayer al mediodía la fiscal Verónica Simesen de Bielke pidió la detención del exintendente de Quijano, Manuel Cornejo. La Jueza de Garantías, Sandra Espeche, todavía no lo autorizó, y en el pueblo ya advierten que el acusado de robar millones de pesos de cuentas públicas estaría en Bolivia.

El pedido de la fiscal penal interina de la Unidad de Delitos Económicos Complejos se hizo público. Verónica Simesen de Bielke había fundamentado el pedido en las numerosas pruebas en contra del exjefe comunal.

Cornejo fue imputado en marzo pasado, tras irregularidades detectadas en el registro de gastos sin documentación respaldatoria para el control de legalidad de la erogación y entonces, se le atribuyó la adquisición con fondos públicos mediante el pago con cheques de una camioneta Chevrolet que no fue registrada a nombre del Municipio. En la misma causa está imputada Carmen Rosa Méndez por incumplimiento de los deberes de funcionaria pública y peculado, todos en concurso real.

Dijo la fiscal en su pedido a la Jueza, que “si bien ambos se han presentado a prestar declaración, nos encontramos claramente ante una de las hipótesis previstas en la teoría de los riesgos procesales constitutiva del “peligro de fuga” y puso a su disposición desgrabaciones del teléfono celular del imputado Cornejo, en el que constan mensajes intercambiados con Méndez.

El pedido de allanamiento y detención, indica que “surgen elementos suficientes para sostener que Cornejo y Méndez disponían de los fondos municipales a su antojo, sin rendir cuentas en absoluto y que además, ese dinero proveniente de fondos públicos – principalmente de la coparticipación – era utilizado en beneficio personal y no público” y agrega que “de la extracción de mensajes del teléfono celular del imputado Cornejo se permite inferir que, se utilizaban los fondos públicos con un total y absoluto descontrol, constituyendo plazos fijos, retirando el dinero en “bolsos” y sin poner en conocimiento de la existencia de la cuenta, principalmente del Banco Patagonia para llevar a cabo sus actos ilícitos”.

Se durmió la jueza y se le escapó la presa. La fiscal había enfatizado que la detención “resulta la única alternativa viable para garantizar el éxito de esta investigación.”
No puede haber más pruebas en contra de Cornejo.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here