Un profesor de educación física denunciado por acosar sexualmente a una estudiante en el Colegio Secundario N° 5098, sigue dando clases. En la institución ya hubo casos similares, algunos salieron a la luz y existe denuncia en la justicia; otros se habrían encubierto. (Claudia Alvarez Ferreyra)

Los directivos del colegio pidieron a la familia que no hicieran trascender este nuevo hecho denunciado. La indignación es mucha, pues habría otras víctimas del mismo docente que no fueron escuchadas en años previos. En el mismo curso, también un estudiante varón habría manifestado una situación de acoso acusando a otro docente a finales de 2018 pero como no hubo denuncia en la justicia y solo en el colegio aseguran que no se hizo nada. 

Pero en el caso que nos atañe, la denuncia se radicó en la Asesoría de menores e incapaces a cargo de la Dra. María Susana Zenzano Poma. La madre de la adolescente acusó al profesor Oscar Antonio Escobar  por acoso sexual contra su hija.

Manifestó que la situación vendría ocurriendo desde hace más de un año, que pensó que se terminaría si su hija lo bloqueaba del celular, “ya que le manda mensajes diciendo ‘que la extraña, le pone corazones,  le pide que no lo bloquee, que le conteste los mensajes”.

Además expuso que su hija “se siente presionada por la situación, las veces que le preguntan llora, tiene temor de que le pase algo o que el profesor quiera hacerle algo”. También dejó asentado que como prueba la adolescente tiene los mensajes en el celular, además de testigos. 

En el mismo texto de la demanda efectuada, la mujer agrega que habló con los directivos del colegio secundario y le manifestaron “que no pueden hacer nada más que poner en conocimiento y que desde arriba tomarán las medidas correspondientes”. Dice además que no es la primera vez que el profesor es denunciado por acoso hacia sus alumnas y solicitó que se tomen las medidas correspondientes. 

En comunicación con la adolescente, dijo que viene soportando la situación desde el año pasado, cuando no solo este hombre era su docente en la secundaria sino también de Hockey en la parte privada. Según la chica que hoy tiene 16 años, la gota que derramó el vaso fue una situación vivida el día lunes, cuando la buscó en la institución educativa y la hizo salir de una clase. A raíz de ese último hecho su madre decidió denunciarlo en la justicia. 

El docente sigue dando clases en la institución pese a que la supervisora zonal del Ministerio de Educación habría expresado que lo apartarían del cargo, la medida se concretaría recién la semana próxima.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here