Un salteño invitó al intendente capitalino Gustavo Ruberto Sáenz a recorrer la ciudad en su silla de ruedas para que viva en primera persona la odisea de estar en espacios no diseñados adecuadamente para personas con discapacidades motrices.

Gustavo Gonza, tocayo del intendente capitalino de la ciudad es locutor y se encuentra en sillas de ruedas. Eso sin embargo no le impide realizar sus actividades diariamente con las dificultades propias que se presentan en una ciudad no diseñada para que personas con dificultades de movilidad puedan desplazarse acordemente.

“Cuando usted disponga, queda invitado a realizar un recorrido sobre mi silla de ruedas por el micro y macro centro para que sienta en primera persona la odisea que implica transitar por los lugares mencionados.
Usted no tiene la mínima idea del padecimiento que sufrimos quienes convivimos con una discapacidad motriz. ¿Por estos lugares Salta también tiene futuro señor intendente?”, se preguntó y dejó hecha la invitación para que el intendente pueda vivenciar lo que padecen y acompañó con imágenes que hablan por si solas:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here