Todos invitados.#HermanaSiTeCreo

Esta tarde, a partir de las 17, se realizará un abrazo simbólico a las monjas del Convento San Bernardo.

Pese a la suspensión de la audiencia en donde el Monseñor debía declarar, organizaciones de la sociedad realizarán un abrazo en el convento en apoyo a las monjas.

Natalia de Católicas por el derecho a decidir invitó a todos y todas las que quieran participar:

En tanto desde la Multisectorial de Mujeres de Salta emitieron un comunicado brindando su apoyo:
LA SOLIDARIDAD DE GÉNERO, DEBE TRASPASAR LOS INTRAMUROS
La Multisectorial de Mujeres de Salta, manifiesta su apoyo y acompaña el abrazo simbólico, a llevarse a cabo el 3 de Mayo del presente año, en la puerta del histórico Convento San Bernardo, por numerosas organizaciones civiles y de mujeres de Salta,
Las hermanas de la congregación conocidas como las “Carmelitas Descalzas, denunciaron por violencia de género, violencia física, psicológica y económica a la máxima autoridad de la iglesia católica de Salta, el arzobispo Mario Antonio Cargnello, al obispo emérito Martin de Elizalde y el sacerdote Lucio Ajalla, denuncia interpuesta ante el Juzgado de Violencia Familiar y de Genero N°3.
Celebramos que estas religiosas, hayan merituado las consecuencias políticas de ser mujeres, como para atreverse a romper el paradigma del silencio y la obediencia, dentro de una estructura machista y patriarcal como la iglesia católica.
Con hábitos o sin ellos, continúan siendo mujeres en búsqueda de la ciudadanía religiosa, política, económica, en un espacio, donde gran parte de la sociedad, desde una perspectiva ideológica medieval, naturaliza tanto la sumisión de las mujeres, como las medidas de disciplinamiento, cuando la sumisión se quiebra.
Es cierto que estas religiosas, jamás fueron aliadas del movimiento feminista, lo que no configura impedimento alguno, para encontrar patrones culturales similares en nuestras genealogías: la segregación monástica por género, dentro de los claustros, las violencias de género, fuera de ellos. A unas y otras, los hombres de la iglesia, nos dispensaron históricamente, el trato de identidades subalternizadas, que adquieren la máxima potencia destructiva, cuando se trata de personas lesbianas, travestis, trans, intersex, no binarias+
La historia documentada, nos demuestra que las mujeres, jamás administraron el poder dentro de la iglesia. La inexistencia de la distribución democrática de la palabra, continúa simbolizando el carácter colonizador de esta institución vetusta. Hace más de treinta años, la feminista francesa Geneviéve Fraisse decía, al referirse a los momentos inmediatamente posteriores a la Revolución Francesa y la situación de las mujeres : ”sin duda, el telón de fondo de esta voluntad sistemática de exclusión, representa la ineluctable mentira de la democracia (que es también la del cristianismo) en la afirmación de una igualdad demasiado abstracta para ser verdadero en lo concreto. En este sentido, la exclusión es simplemente imposible de afirmar, porque sacaría a la luz una tremenda contradicción. Por eso debe ser oculta, fragmentaria, impertinente, desprovista de su sentido filosófico”
El comunicado de la Oficina de Prensa del Arzobispado de Salta del 27 de abril pasado, es una declaración de principios excluyentes y autoritarios. Uno de los párrafos expresa: ‘’La administración de los bienes temporales del Monasterio ( el lugar que habitan las Carmelitas Descalzas) debe ser transparente y presentada a la comunidad en todos sus aspectos, porque los bienes temporales son bienes de toda la comunidad y la Priora y la ecónoma son solo sus administradoras en nombre de la comunidad’’. Recomendación que ni el propio arzobispo,cumple. La comunidad de Salta, jamás pudo saber con certeza, cuantos ‘’ bienes temporales’’ recibió la iglesia católica,de parte de los distintos gobiernos de esta provincia. Ni como los administra.
Todo eso sin contar que, por normas de facto de los gobiernos genocidas de Videla y Bignone, se estableció una remuneración mensual a cargo del Estado, para obispos, arzobispos, sacerdotes y seminaristas. Además de exenciones impositivas y subsidios a establecimientos escolares religiosos. Las mujeres de la iglesia, las monjas, fueron excluidas de este beneficio.
La iglesia, representa el mejor modelo de la división sexual del trabajo :mientras cobran suculentos salarios, los hombres producen y se apropian de conocimientos, en virtud de la autoridad social de la que son investidos arbitrariamente, gozan del privilegio de la palabra en los espacios públicos y privados, del poder de ralentizar las causas contra curas pedófilos y hasta atreverse a solicitar- como lo hizo el denunciado arzobispo Mario Cargnello- que esta causa se ventile en el fuero canónico y no en el fuero de la justicia formal, cuestión que fue rechazada por una jueza y una fiscala. Las mujeres, permanecen invisibilizadas y, según las prescripciones eclesiales, sujetas a las tareas de cuidado, dentro de la economía no remunerada.
En sus publicaciones y conferencias magistrales,Pierre Bordieu, describe la urdimbre desde donde se tejen las prácticas sociales, basadas en un orden arbitrario simbólico de dominación. La preeminencia masculina, sobre la femenina. Cuestión que se invisibiliza y naturaliza, de manera tal, que la estructura de dominación pueda continuar reforzándose.
Los estudios feministas, lograron profundizar en esa teoría, y reconocer a través de la unidad de análisis político de la perspectiva de género, las diversas formas que adquiere la violencia simbólica, contra niñas, mujeres e identidades feminizadas.
Más allá de lo que establece específicamente, la Ley 26485,’’ De protección integral para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra las mujeres en los ámbitos en que desarrollen sus relaciones interpersonales’’, es posible afirmar que todos los tipos de violencias en sus distintas modalidades contra niñas, mujeres y disidencias, adquieren el carácter de violencia simbólica, porque todos los derechos que, en tanto personas y humanas nos pertenecen, nos han sido quitados, a partir del poder simbólico del sistema de dominación patriarcal.
El denodado esfuerzo realizado por el defensor del arzobispo Mario Cargnello, abogado Eduardo Romani, para deslegitimar las denuncias de parte de las mujeres monjas víctimas de violencia, y desviar la atención en hechos ajenos a la agresión sufrida por las mismas, supone un ejercicio desvergonzado de revictimización de las víctimas, de violencia simbólica, mediática y de género. Tan grande es la incongruencia.
Una vida libre de violencias, es un derecho humano en todos los ámbitos que las mujeres desarrollen sus relaciones interpersonales y está por encima de las normas establecidas por el régimen canónico.
Desnaturalizar la violencia es parte de reconocernos como personas sujetas de derechos. Denunciar a los agresores es parte del ejercicio de nuestros derechos, más allá de sus jerarquías, títulos o posición clerical, los mismos deben ser alcanzados por la ley, todxs somos iguales ante la ley sin prerrogativas ni privilegios.
El estado argentino adhirió a los tratados internacionales de Derechos Humanos de las Mujeres, la Convención de Belem do Pará y CEDAW, que velan por la erradicación de la violencia de género, cualquiera fuera su manifestación, de la que no son ajenas las mujeres que optan por la vida de claustro.
POR LO TANTO, DESDE LA CONVICCIÓN FEMINISTA DEL #HERMANASITECREO, REPUDIAMOS EL ACCIONAR DE LOS AGRESORES DE LAS CARMELITAS DESCALZAS DEL CONVENTO SAN BERNARDO, ARZOBISPO MARIO CARGNELLO, OBISPO EMÉRITO MARTÍN DE ELIZALDE, SACERDOTE LUCIO AJALLA.NUESTRO REPUDIO AL ABOGADO EDUARDO ROMANI,-A QUIEN SE NOMBRA COMO POSIBLE INTEGRANTE DE LA CORTE DE JUSTICIA DE LA PROVINCIA DE SALTA-POR SUS EXPRESIONES MISÓGINAS,DESCALIFICADORAS,EN SU INTENTO POR DESACREDITAR LA PALABRA DE LAS DENUNCIANTES.
La profesora y Magister Alejandra Massolo dice que las mujeres “asumen la colectivización solidaria de la sobrevivencia”. En esa tarea estamos.
Por un Estado laico.
Basta de misoginia y clericalismo estructural!
Educación Sexual Integral, en todas las escuelas, ya!

MULTISECTORIAL DE MUJERES DE SALTA SALTA,02/05/2022

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here